miércoles, 12 de septiembre de 2012

UNA EXPERIENCIA CON ALAS FÉNIX

Esta es la carta de Bea, que se llevó unas alas Fénix al Ecuador para usarlas en alguna de las ceremonias de purificación que formaron parte de su experiencia en ese país y que generosamente comparte con nosotros en este blog de testimonios que ayudan a comprender que la experiencia de apertura está ocurriendo en muchos personas.


Hola CarmenMalvi, preciosa hacedora de alas, estoy en Ecuador y acabo de leer tu correo. Había decidido no leer los símbolos hasta que no terminara el trabajo para que no me condicionara mentalmente y ahora que ya he terminado el trabajo los he leído.
Te cuento mi proceso con las alas, que por cierto, las llevo ahora mismo puestas.
Me las puse en las 2 primeras ceremonias pero sentía que era fuerte la energía que me transmitían y que me metían en unos aspectos muy oscuros que todavía no podía asimilar, así que decidí dejarlas de lado hasta que me hubiera  purificado un poco más.
También pasé por una fase de "resistencia" pensando que quizás no era una energía apropiada para mi momento porque no las había buscado yo, sino que me las habían regalado.
Eso me hizo pensar en lavarlas para que estuvieran "vírgenes", y así lo hice.
Lo cierto es que me  sentía muy vinculada con ellas, las tenía muy presentes. 
Con lo que yo me había quedado de nuestra conversación en La Vera era con la idea de transmutación, de muerte y renacimiento y eso era lo que yo quería hacer en este trabajo.
Así que pasadas cuatro o cinco ceremonias me las volví a poner y lo cierto es que la transformación se ha ido produciendo. He experimentado    varios procesos de muerte y también de renacimiento, de salir del aislamiento acristalado que produce la mente para poder entrar más profundamente en la comunión con el todo, vivo y vibrante, lleno de amor y de gozo.
Varias veces me he sentido rompiendo el huevo, saliendo del cascarón y apareciendo como un nuevo Ser.

Ahora, siento las alas como unas compañeras que me recuerdan de donde he venido, donde estoy y en que estado quiero vivir.
Siento que por una causalidad han venido a materializar en el plano físico mi deseo y mi intención para estos momentos de mi vida, y son mis aliadas.

Así que te doy las gracias de todo corazón y te animo a que sigas desarrollando esta preciosa y mágica herramienta.

Bea.

No hay comentarios:

Publicar un comentario